Skip to content Skip to sidebar Skip to footer

El Papa Francisco: «Hay gente que hace la guerra, nosotros trabajamos por la paz»

El Santo Padre participó en el encuentro “Aprendamos de los niños y las niñas”, donde participaron 7.500 niños de todo el mundo

Alrededor de 7.500 pequeños de los cinco continentes han participado en el encuentro “Aprendamos de los niños y las niñas”. Durante el acto se han desarrollado diferentes espectáculos musicales, cantos y juegos. Francisco ha hablado de los conflictos en el mundo, incluso de los ocultos, indicando que «la guerra ha estallado en todo el mundo. Se mata a niños inocentes, esto es la crueldad».

Guerras ocultas

«La guerra ha estallado en todo el mundo…. No sólo en Palestina: ha estallado en Sudáfrica, ha estallado en el Congo, ha estallado en Myanmar, ha estallado en todo el mundo. Son guerras ocultas… En Mozambique… En todo el mundo. Estamos viviendo una guerra horrible y la guerra nos quita la paz y nos quita la vida. Debemos trabajar por la paz. Todos nosotros», dijo el Papa a los cerca de 7.500 niños y niñas de todos los países del mundo, reunidos en el Vaticano para el acto patrocinado por el Dicasterio para la Cultura y la Educación.

En Roma desde todo el mundo

Tal y como informa Vatican News, han llegado a Roma esta madrugada más de 60 autobuses especiales y 8 trenes extraordinarios de bajo impacto ambiental. Ninguna silla quedó libre, pero nadie permaneció sentado durante todo el tiempo en preparación de la llegada del Papa, precedida por el canto de la Orquesta de la Paz y el Piccolo Coro y del Antoniano con canciones como “Bello il mondo” o “Le tagliatelle di Nonna Pina”.

A la guerra también se refirió el cardenal José Tolentino de Mendonça, prefecto del Dicasterio para la Cultura y la Educación, en su saludo inicial en el que, dirigiéndose a los niños, dijo: «Estamos aquí para aprender de ustedes. El mundo atraviesa momentos difíciles, muchos niños sufren… Ustedes, su alegría, sus sueños, su presencia, son antídotos poderosos contra estos males. Ayúdennos y ayuden al mundo a ser mejor».

Oración por los niños víctimas de la guerra

En cada respuesta, el Pontífice implicó también a los niños presentes haciéndoles repetir algunas frases, para grabarlas mejor en sus mentes. También hizo participar a todos en el Padre Nuestro, seguido de un minuto de silencio por las víctimas de los conflictos.

Rodeado de carteles blancos con las palabras Paz en varios idiomas, el Papa firmó gorras blancas y acogió los regalos que le entregaron en cestas de madera: peluches, muñecas, juegos, dibujos. Tras saludar a la multitud, se dirigió a la Estación Vaticana, donde deseó personalmente «buen viaje» a algunos grupos que partían en el Tren Rock puesto a disposición por los Ferrocarriles del Estado. Asaltado por abrazos, manos, peticiones de selfies, el Papa trató de saludar a todos los niños. A algunos les distribuyó el paquete de regalos preparado con té frío, dulces y chocolates. Desde el tren, algunos daban golpecitos en las ventanillas, otros mostraban las inscripciones de sus teléfonos móviles: “Te quiero”, “Te amo”. Otros gritaban a sus compañeros cercanos: “¡He saludado al Papa, chicos!”.

This Pop-up Is Included in the Theme
Best Choice for Creatives
Purchase Now