Skip to content Skip to sidebar Skip to footer

La Iglesia de Burgos reactiva un micromecenazgo para salvar 50 iglesias

En 2006, la archidiócesis de Burgos instauró el segundo domingo de agosto la campaña Pro Templos, una iniciativa que pretende ayudar a la rehabilitación de templos y ermitas y permitir restaurar más inmuebles de los que se acogen al Convenio de las Goteras u otras ayudas de las administraciones. En el presente año, la campaña cambia de formato y, a través de una página web y mediante la tecnología QR, los usuarios pueden hacer una aportación puntual a uno de los cincuenta edificios que se pretenden recuperar en esta ocasión. Además, como es habitual, se realizará una colecta especial en todas las parroquias el próximo día 13, con el objetivo de recaudar más de 40.000 euros en un solo fin de semana, que se destinarán a otras parroquias fuera de este listado.

Templos que requieren urgente restauración

La propia archidiócesis burgalesa ha informado de que la comisión diocesana de patrimonio ha seleccionado medio centenar de templos que requieren urgente restauración. Sus necesidades son accesibles a través de un portal digital creado para la ocasión, protemplos.es. Desde esta web, los colores de un semáforo alertan de la urgencia de intervención en cada edificio, permitiendo a los usuarios hacer una aportación económica y obtener la deducción fiscal correspondiente. Además, cada uno de estos cincuenta templos tendrá en sus fachadas un código QR directo a la web, para hacer una donación de forma sencilla, cómoda e instantánea, gracias a la plataforma de donativos donoamiglesia.es.

Con el título SOS, la campaña otorga a cada templo un semáforo en función de su grado de deterioro y el momento de intervención. El color rojo indica que se requieren importantes obras de restauración, de ahí la necesidad de aportación. Hay cuarenta y cuatro edificios en color rojo (niveles 7, 8 y 9) y seis en color ámbar (niveles 4, 5 y 6) [ver listado completo]. Cuando la obra se haya completado, el color del edificio cambiará a verde.

Desde la archidiócesis indican que «la restauración del patrimonio religioso es una de las prioridades de la archidiócesis y de las propias parroquias, sobre todo del ámbito rural. A pesar de las ayudas de las administraciones, se precisa mayor colaboración económica para rehabilitar los más de 1.500 edificios religiosos de la provincia». Gracias al Convenio de las Goteras (vigente desde 1993) y a iniciativas como la campaña «Pro Templos», se ha intervenido en más de 900 edificios en las últimas décadas. El año pasado se restauraron 119 edificios, en los que se ha invertido un total de 2.865.080,29 euros (1.000.000 procedente de Diputación, 870.563,30 de ayuntamientos, 129.999 de ayudas de otras instituciones, 412.921,57 de las parroquias y 451.596,42 del Arzobispado).

This Pop-up Is Included in the Theme
Best Choice for Creatives
Purchase Now